TODA LA ACTUALIDAD AL ALCANCE DE TU MANO


/ noticias/la-mitad-de-las-personas-con-diabetes-ha-tenido-dificultades-para-controlar-su-patologia-durante-la-primera-oleada-provocada-por-la-covid-19/

La encuesta pone de manifiesto que la telemedicina, aunque ha facilitado muchos procesos, no termina de estar implantada de manera óptima

/ La mitad de las personas con diabetes ha tenido dificultades para controlar su patología durante la primera oleada provocada por la Covid-19

Compartir en redes :


Madrid, 10 noviembre 2020. Hasta un 49,9% de personas con diabetes ha tenido dificultades en el control de su diabetes durante la pandemia, destacando aspectos tales como el mantenimiento de una actividad física habitual (48,1%); el acceso a la asistencia médica (17%); o el comer correctamente (8,7%).

Esta es una de las principales conclusiones de la reciente encuesta lanzada por la Federación Española de Diabetes (FEDE) y la Sociedad Española de Diabetes (SED), en colaboración con la Fundación para la Diabetes Novo Nordisk y Novo Nordisk, y en la que han participado más de 300 personas con diabetes, que se puso en marcha para conocer la opinión de cómo la crisis sanitaria derivada de la COVID-19 había afectado a este colectivo de pacientes en España, para el buen control de su patología.

En este sentido, Aureliano Ruiz Salmón, presidente en funciones de FEDE, ha comentado que “no se trata de una conclusión sorprendente, puesto que en nuestro país, a día de hoy, un escaso 45% de personas con diabetes ha recibido en alguna ocasión educación terapéutica en diabetes. Las que carecen de esta formación son las que más complicaciones han tenido para amoldarse a los cambios y mantener el buen control de su patología; de ahí la importancia de seguir insistiendo en incrementar la formación que reciben los pacientes; sólo así podremos hacer frente a situaciones tan complejas como el que estamos atravesando”.

Otra de las conclusiones que se han extraído, de la opinión dada por las personas que contestaron la encuesta, es que los cambios de su rutina son complejos y pueden complicar la adherencia al tratamiento. En este sentido, un 63% de los participantes de la encuesta consideró que tendría más dificultades a la hora de cambiar de tratamiento si quisieran llevarlo a cabo. Sobre este tema, Antonio Pérez, presidente de la SED, afirmó que “los cambios en los tratamientos para la diabetes, especialmente cuando se trata de la insulina, pero no exclusivamente, requieren una formación específica del paciente y/o la familia en la aplicación de dicho tratamiento y en posibles ajustes en el resto de los elementos del tratamiento. Por lo tanto, en una situación de interrupción de la asistencia o su sustitución por la consulta remota, se justifica plenamente las dificultades percibidas por los pacientes para los cambios de tratamiento. La percepción de estas dificultades por parte de los profesionales sanitarios favoreció sin duda posponer la indicación de cambios en el tratamiento que hubieran tomado en otras circunstancias”.

Herramientas de futuro

Por lo que se refiere a la telemedicina, a pesar de que ha sido una de las herramientas que han ayudado a los pacientes durante el confinamiento por la COVID-19, no termina de estar realmente implantada de una manera óptima. De hecho, un 46% de las personas con diabetes ha indicado que les cancelaron sus citas de control de la patología, a pesar de que un 40,3% las pudo realizar a distancia. Además, los encuestados han considerado en un 56,7% que le futuro de las visitas debería combinar el modo virtual y el presencial; y en un 41,2%, que todas deberían ser en persona como antes de la pandemia por la COVID-19.

A largo plazo, con una mala gestión de la diabetes, la principal damnificada será la calidad de vida de los pacientes debido a las complicaciones que puedan desarrollarse como obesidad, problemas cardiovasculares, visuales o neuronales. Concretamente, en el caso del sobrepeso, aunque un 46,3% de las personas encuestadas han indicado que se habían mantenido en el mismo peso posterior a la pandemia, un 41,8% asegura que no ha podido controlarlo y ha aumentado.

 

Ver vídeo de presentación de los resultados de la encuenta

 

DESCARGABLES

    No hay documentos


VÍDEOS

    No hay vídeos

La mitad de las personas con diabetes ha tenido dificultades para controlar su patología durante la primera oleada provocada por la Covid-19

Madrid, 10 noviembre 2020. Hasta un 49,9% de personas con diabetes ha tenido dificultades en el control de su diabetes durante la pandemia, destacando aspectos tales como el mantenimiento de una actividad física habitual (48,1%); el acceso a la asistencia médica (17%); o el comer correctamente (8,7%).

Esta es una de las principales conclusiones de la reciente encuesta lanzada por la Federación Española de Diabetes (FEDE) y la Sociedad Española de Diabetes (SED), en colaboración con la Fundación para la Diabetes Novo Nordisk y Novo Nordisk, y en la que han participado más de 300 personas con diabetes, que se puso en marcha para conocer la opinión de cómo la crisis sanitaria derivada de la COVID-19 había afectado a este colectivo de pacientes en España, para el buen control de su patología.

En este sentido, Aureliano Ruiz Salmón, presidente en funciones de FEDE, ha comentado que “no se trata de una conclusión sorprendente, puesto que en nuestro país, a día de hoy, un escaso 45% de personas con diabetes ha recibido en alguna ocasión educación terapéutica en diabetes. Las que carecen de esta formación son las que más complicaciones han tenido para amoldarse a los cambios y mantener el buen control de su patología; de ahí la importancia de seguir insistiendo en incrementar la formación que reciben los pacientes; sólo así podremos hacer frente a situaciones tan complejas como el que estamos atravesando”.

Otra de las conclusiones que se han extraído, de la opinión dada por las personas que contestaron la encuesta, es que los cambios de su rutina son complejos y pueden complicar la adherencia al tratamiento. En este sentido, un 63% de los participantes de la encuesta consideró que tendría más dificultades a la hora de cambiar de tratamiento si quisieran llevarlo a cabo. Sobre este tema, Antonio Pérez, presidente de la SED, afirmó que “los cambios en los tratamientos para la diabetes, especialmente cuando se trata de la insulina, pero no exclusivamente, requieren una formación específica del paciente y/o la familia en la aplicación de dicho tratamiento y en posibles ajustes en el resto de los elementos del tratamiento. Por lo tanto, en una situación de interrupción de la asistencia o su sustitución por la consulta remota, se justifica plenamente las dificultades percibidas por los pacientes para los cambios de tratamiento. La percepción de estas dificultades por parte de los profesionales sanitarios favoreció sin duda posponer la indicación de cambios en el tratamiento que hubieran tomado en otras circunstancias”.

Herramientas de futuro

Por lo que se refiere a la telemedicina, a pesar de que ha sido una de las herramientas que han ayudado a los pacientes durante el confinamiento por la COVID-19, no termina de estar realmente implantada de una manera óptima. De hecho, un 46% de las personas con diabetes ha indicado que les cancelaron sus citas de control de la patología, a pesar de que un 40,3% las pudo realizar a distancia. Además, los encuestados han considerado en un 56,7% que le futuro de las visitas debería combinar el modo virtual y el presencial; y en un 41,2%, que todas deberían ser en persona como antes de la pandemia por la COVID-19.

A largo plazo, con una mala gestión de la diabetes, la principal damnificada será la calidad de vida de los pacientes debido a las complicaciones que puedan desarrollarse como obesidad, problemas cardiovasculares, visuales o neuronales. Concretamente, en el caso del sobrepeso, aunque un 46,3% de las personas encuestadas han indicado que se habían mantenido en el mismo peso posterior a la pandemia, un 41,8% asegura que no ha podido controlarlo y ha aumentado.

 

Ver vídeo de presentación de los resultados de la encuenta

 

 

D: C/Eugenio Salazar 23 (28002) Madrid

T: 914 013 342 

Lunes – Jueves 8:00H / 14:00H – 15:00H/17:00H

Viernes 8:00H / 15:00H

Junio – Septiembre. Lunes – Viernes 8:00H/15:00H

www.sediabetes.org

 

POLÍTICA DE PRIVACIDAD



1) LEY 34/2002, DE SERVICIOS DE SOCIEDAD DE LA INFORMACION, ( L.S.S.I )

En cumplimiento de lo dispuesto en el art. 10 de la Ley 34/2002 de 11 de julio de Servicios de la Sociedad de la Información (L.S.S.I.) se pone en conocimiento de los USUARIOS de esta página, la información relativa a la razón social de la SED, y que a continuación se detalla:

Nombre social: SOCIEDAD ESPAÑOLA DE DIABETES (en adelante, la SED).
CIF: G-78052826.
Domicilio: C/ Eugenio Salazar, 23.
28002 Madrid.
E-mail: web@sediabetes.org.


2) LEY 15/1999 DE PROTECCION DE DATOS DE CARACTER PERSONAL

La SED, con arreglo al Reglamento (UE) 2016/679 de Protección de Datos, le informa que los datos de carácter personal recogidos en cualquiera de los apartados del presente dominio web serán tratados de manera confidencial en ficheros cuyo Responsable del Tratamiento es la SED.

La finalidad del tratamiento es la de gestionar de forma adecuada la prestación del servicio que nos ha requerido, así como para posibles comunicaciones comerciales y/o de prestación de servicios a su correo electrónico, teléfono móvil y/o dirección postal.

Le informamos de la posibilidad de ejercitar sus derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición, limitar el tratamiento de sus datos, directamente oponerse al tratamiento o ejercer el derecho a la portabilidad de estos, ante la SED como Responsable del Tratamiento, a través del correo electrónico: meugeniaruiz@sediabetes.org o por correo ordinario a la dirección C/ Eugenio Salazar 23 (28002) Madrid.

Los datos personales proporcionados serán tratados de forma activa mientras que se ostente la condición de usuario de los productos, servicios o de la información ofrecida a través del presente dominio web; es decir, hasta que se revoque el consentimiento prestado en su caso, o el usuario ejerza sus derechos de supresión u oposición.

Igualmente, le informamos de su derecho a presentar una reclamación ante la Autoridad de Control en materia de Protección de Datos de su país, si considera que el tratamiento de datos personales que le conciernen infringe la normativa vigente.